Mínimamente

¿Qué se puede hacer frente al terrorismo de Estado, el autoritarismo y la delincuencia política institucionalizada?

La respuesta o las respuestas deben ser tales que permitan vislumbrar con claridad caminos concretos de superación, enfrentamniento o resistencia.

Seguir haciendo de cuenta es lo que no va más.

Callar es complicidad.

Retórica salvacionista, catastrofista o hipercrítica es inútil y absurda.

Ver las rendijas, las grietas.

Refluir hacia lo mínimo y esencial.

Centrarse, concentrarse, unificar.

Construir, solidarizar, hacer juntos/as.

Deixe uma resposta

O seu endereço de e-mail não será publicado. Campos obrigatórios são marcados com *